Tomàs Ciurana Ardiol Sonatas 1 y 2

La gran cantidad de puntos oscuros que todavía presenta la historia de la música valenciana (que a nadie interesa), se palían, en cierta medida, con la aparición de trabajos como éste que voy a ir dejando esta Semana Santa que ¡por fín! llega con silencio, vacaciones, tranquilidad y me mueve a la introspección.

De mossén Tomàs Ciurana (Peñíscola, 1761) a penas se conoce nada salvo unos datos biográficos publicados por Ruíz de Lihory en 1903, y los cuatro “Pasos”, impresos en el siglo XIX por una editorial valenciana “Antich i Tena”. Su obra se publicará en el volumen VI de la colección “Música de Tecla Valenciana”, que edita la institución Alfonso el Magnánimo. Pero… ¿para qué esperar hasta entonces?. Os invito a descubrir (leyendo) y deleitaros (escuchando) estas, hasta ahora, desconocidas piezas del clasicismo valenciano.

Cada pieza está grabada con el organo de la iglesia para la que fue compuesta. Hoy pondré las dos Sonatas interpretadas por el instrumento más importante de todos: el histórico de la Basílica arciprestal de Santa María de Morella. Es un órgano que Tomás Ciurana pulsó durante mucho tiempo cuando, tras quedar tercero en las oposiciones a organista de Xátiva en 1785 que le arrebató el Gandiense Josep Ferrer Carbó, solicitó la cátedra de Morella y se la concedieron. No salió de allí hasta su muerte.

Sonata nº1 (3’03) y Sonata nº2 (3’o3)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: