De la envidia…

En realidad no lo había abrazado, aún seguía de pie junto a la hamaca de lona, observándolo, dando la última calada al pitillo que de inmediato apagó ahogándolo en el interior de una lata de Aquarius. “Estás pensando en una sola dirección. Eso no es científico”, dijo en tono duro. Al escucharla, él enderezó el cuello perezosamente alzando la vista: de las alas de la mosca a la mortecina luz ocultandose tras el horizonte, hiriendo sus ojos los últimos rayos de sol. Ahora su rostro reflejaba en verdad su belleza, cobraba vida su vista. Se giró hacia ella con los ojos tapados con una mano y haciendo que palpaba el aire con la otra. Sonreía. “Dime, jajaja dime: si no puedes leer en mi mirada cómo puedes saber en qué estaba pensando”. Se destapó los ojos, fingió desconocer el lugar donde se hallaba, abrió las manos a ambos lados de su cintura sin dejar de reir y preguntó: “Dime, jajaja anda, dime porqué lo sabes”. “¿Sabes qué es la envidia?” le preguntó ella. Su rostro era inexpresivo. Le respondió atropelladamente: “Cuando la tristeza que nos produce lo que no tenemos, supera el grado de satisfacción que habríamos de tener por lo que poseemos, se desata la envidia. Esa es la razón de la mayor parte de los crímenes, suicidios, eutanasias, abortos, y adicciones que estudias en tu carrera. Tú adoras el pensamiento científico ¿verdad?, sin embargo, has estado absorto casi un cuarto de hora y lo hacías apoyado sobre una sola de tus piernas. ¿Por qué, si tienes dos?. Guardabas silencio; no decías nada. Y no lo has hecho porque no estabas abordando el problema con tus propias ideas sino que, a buen seguro, estabas aplicando las teorías de los demás. ¡Siempre acudiendo a las ideas pre-establecidas para que te interpreten lo que no puedes digerir!. Además, no sonreías, En definitiva: no eras feliz. Apuesto lo que quieras que estabas dedicando tus pensamientos a las pérdidas. Dime que estoy equivocada.

escriba en blanco, no le denunciarán

Anuncios

7 Responses to De la envidia…

  1. Ángeles dice:

    Sólo decirte que he disfrutado de esta lectura; me ha encantado

  2. johnymepeino dice:

    ¿Dices “sólo” y me obsequias con un “he disfrutado”?. Déjame encantarme en tus palabras, dime dónde se halla tu blog.

  3. borde dice:

    Me ha gustado la serie piscina-albornoz-envidia. Especialmente, El albornoz.

    Algún día le diré por qué.

  4. casshern25 dice:

    Me ha recordado a Reverte en esta entrada por lo que dice la señora. Me ha recordado a él….

    Saludos.

  5. elchicogris dice:

    Estos últimos post me los había ido dejando apartados para poderlos leer un día con tiempo y los he disfrutado. La cosa promete.

    Un saludo, señor Johnny.

  6. johnymepeino dice:

    Borde y elchicogris : he leído dos y hasta tres veces vuestro comment, ser domingo y de madrugada me ayuda con la maltrecha autoestima, gracias a entrambos, no hay de qué. Eso sí, no olviden que no hay oficio, sino que la vida marca el texto. ¡Qué daría yo por escribir!. Gracias a la tercera (vez)

    Casshern25 , pensaba que le apreciabas, a él… jajaja Dime: ¿Por qué no te lo ha recordado él?.

  7. casshern25 dice:

    jajajaja ¿lucha de egos? Tranquilo, hay sitio para todos…. además con él no hablo xd

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: