Los gozos y las sombras

Durante todo el dia de ayer, señor Torrente, me acordé mucho de usted, ya sabe, por el aniversario de su… vaya, usted ya me entiende que para eso fue gallego: que hacía 8 años del día que murió. Y fíjese señor Torrente Ballester, que por la noche celebramos el cumpleaños de mi nieta, sí, la mediana, que me cumplió once años señor Torrente. Al terminar de soplar las velas me cogió de la mano, me llevó a la cocina y me dijo al oido (¡como si alguien pudiese oirnos, allí solos los dos!): “El deseo que he pedido es que no te mueras nunca abuelo”. Imagínese, y yo pensando en usted todo el día por los ocho años que hace que nos faltó. Cuando regresamos con todos, Sr. Torrente, le dije a sus padres que la niña ya tenía edad para que le dijeran cierta cosa. Y su padre frunció el ceño sí, pero se le iluminó el rostro. De pequeño, señor Torrente, yo lo había hecho con él.
Sobre los seis años, vivía yo en Madrid, la calle Fernan González esquina con Jorge Juan, señor Torrente Ballester. Mi padre me llamó una tarde a su biblioteca. La cosa era importante pues. Allí sólo nos hacía entrar para comunicarnos asuntos de familia tan graves como la muerte del abuelo en el frente de la Ciudad Universitaria, la evacuación de Madrid o la gravedad de la situación económica de la familia que nos obligaba a huir a Valencia.
Pues bien, mi amado señor Torrente Ballester, aquella tarde en que me senté frente a mi padre en su biblioteca, con el miedo de quien va a recibir una noticia de esas que hieren el corazón, mi padre me dijo unas palabras que Dammy me pregunta y yo las voy a contar. Mi padre se levantó de su diván, se puso frente a mí e inclinando una rodilla en tierra me cogió las manos entre las suyas y me dijo: “Nunca te lo he contado hasta ahora, pero creo que ya tienes edad para comprender lo que te voy a decir: Eres lo más importante que me ha pasado en la vida”.

Igual que cuando me dicen que usted, señor Torrente fue un gran escritor y yo protesto que fue aún más grande lector, cuando veo a la juventud protagonista de noticias escabrosas pienso: A estos sus padres nunca les han dicho lo que aquella tarde mi padre me dijo a mi. Guárdeme sitio señor Torrente que en esta España seguimos como usted nos describió: tan ávidos de gozos como de sombras. Ayer una criatura me llenó por igual de gozo, como no tenerle a usted desde hace ocho años, me llena de sombras.

, , , , ,

Anuncios

19 Responses to Los gozos y las sombras

  1. Silla, un pueblo olvidado dice:

    Importnte reflexión, sí señor, también te he devuelto los votos, creo que te los mereces, te trabajas el blog.

    Un saludo

  2. Anonymous dice:

    Me acabas de destrozar, Johny.

    Es precioso, me he quedado sin palabras.

    Intentando retener una lagrimita que intenta escaparse… gracias.

  3. Anonymous dice:

    Fenomenal tu forma de hablar con Torrente, como el hablaba con nosotros, escribiéndole.

    De todas formas esas sombras de su ausencia son sombras con mucha luz, ha dejado un rastro enorme de él mismo en sus obras.

    1 saludo

  4. Anonymous dice:

    Hermosa narración de verdad, muy emotiva. No tuve el lujo ni el placer de leer algo de ese Señor, pero a juzgar por tus palabras deben de ser textos maravillosos.
    Procuraré encontrar algún libro de su autoría.
    Muchas Gracias de verdad!

  5. Anonymous dice:

    Qué decir de un post tan maravilloso, que me ha hecho recordar a los momentos tab gratos que pasé con mi abuelo. La muerte es algo de lo que no me puedo alejar por más que intento.. Es hora de que alguien me lo explique?

    Gracias a ti, encontré un fragmento de su obra “Don Juan”.. y me he quedado con ganas de más. Espero poder encontrarla por estos lares.

    ” Sentía sus ondas largas y vibrantes tocar mi cuerpo y envolverlo, entrar en él y encender algo dentro de mí, algo que empezó a arder, a quemarse, a tirar de mi ser quieto hacia un fuego oscuro. Mi alma estaba traspasada de túneles sombríos: yo entraba en ellos y los recorría empujada por la música, caminaba por ellos segura y ciega, ciegos los ojos y alumbrada la sangre, encendida la sangre; y era como si ascendiese hacia una cima cuya inmensa oscuridad me estremecía de espanto y me atraía hacia un alto lugar situado dentro de mí en el que se confundían la dicha, la Eternidad y la Nada. Así ascendí, anhelante, dolorida, hasta que mis nervios dejaron de sentir y empezaron a vibrar como cuerdas de guitarra sollozante, hasta que yo misma, tocando ya la Nada con mis manos, era enteramente música y sollozo y estaba a punto de romperme en un acorde aniquilador. No pude más. Dejé de arder, dejé de oír la sangre, y lo que esperaba sin saberlo me recorrió como una ola de placer interminable. Fue la primera experiencia sexual completa de mi vida, a la que asistí asombrada y anonadada, a la que me entregué como a un abismo. Cuando se desvaneció, la música seguía sonando, me envolvía, me abrazaba con sus largos brazos opresores, pero yo era distinta. Había un torbellino a mi alrededor y otro dentro de mí, y yo me movía como ellos, yo corría detrás de algo con mente oscura y corazón ardiente. ” (“Don Juan” – Gonzalo Torrente Ballester).

    Mil besos… y gracias por el descubrimiento. Mar

  6. Daniela dice:

    Yo tampoco he leído nada de ése escritor que tanto extrañas y admiras, empezaré a buscar sobre él…
    Pero sí debo decirte que no he podido dejar de emocionarme al leerte e imaginarme a tu nietita y sus miedos , los mismos que tenía yo a su edad…Uno llega a amar tanto a sus abuelos que espera y ruega que nunca falten para no sentir ( como me pasa ahora) ésta nostalgia y deseos de abazarlo y escucharlo. Hace 2años que mi nono ya no está y si supieses cómo me hace falta…
    Besos grandes y gracias
    Daniela

  7. Anonymous dice:

    Muy buen post, si señor. Me acuerdo de que Torrente murió en Salamanca cuando yo estudiaba allí…
    Voto para ti.

  8. Erika Contreras dice:

    Lindo post,muy emotivo.
    erika

  9. Dammy dice:

    Cuando te pones eres capaz de poner los pelos de punta con tus post.

    Un fuerte blogabrazo.

  10. Anonymous dice:

    Pagando la visita hiciste en mi humilde BLOG y vaya sorpresa, con lo que me encuentro, que buen post, te visitare más seguido Johnymepeino…….

  11. Anonymous dice:

    Los deseos imposibles son los más bonitos, precisamente por eso, por ser imposibles… Y ese es el más imposible de todos…

  12. Anonymous dice:

    Dichoso eres, por tener un padre te amaba tanto y encima supo transmitírtelo…besos emocionados, su

  13. Anonymous dice:

    Precioso…

    Es la primera vez que leo tu blog, pero si te expresas siempre igual de bien, te mereces ganar el premio al que aspiras…

    Felicidades por tu blog.

  14. Anonymous dice:

    y quien se permite pedir un homenaje mejor que este?

    enhorabuena por lo publicado.

    un saludo desde el frio, con ramas congeladas, con susuros de buena suerte.

  15. Anonymous dice:

    un aplauso, no, una ovación, por favor, se la acaba de merecer con creces…

    como me he emocionado…la musica ha puesto la puntilla para acongojarme..que bonito, a mi tambien me ha recordado todo esto cuando mi abuelo me llevaba a la cocina, cantando una canción…entonces, solo entonces, me sentía una persona muy feliz…que tiempos aquellos, y que malos momento pase cuando de repente me dejo solo, entonces ya supe que nunca volveria a disfrutar de el nunca mas, y eso me destrozo la vida hace ya 3 años…

    es precioso…

  16. Anonymous dice:

    Siempre estamos entre dos generaciones. Y que siga siendo así, tan importantes los unos para los otros en esta realidad sombreada.

  17. Anonymous dice:

    Qué bonito…

  18. isma dice:

    ¿ es literatura verdad ? las cosas en la vida teniendo el mismo fondo no son tan redondas

  19. johnymepeino dice:

    Nada de literatura: como la vida misma 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: