Yo los prefiero con cuerpo

Preguntaba True is False por nuestras fobias. Pues yo de puro fino soy muy guarro. Me explico. Mientras es bichejo tenga de dónde agarrar, igual me da que sea una rata, serpiente, sapo, lo que sea. Me dan asco claro, son de tacto repugnante, pero tienen “cosa” para cogerlos.
Ahora… en cuanto el promedio de patas, antenas, alas y demás extensiones (una lengua succionadora de mosca a vista de lupa es para potar) se incrementa y notas como telas de araña que te circundan; osea mosquitos, arañitas, mosquitas, larvitas, oruguitas y demás pequeñeces pero insectos al fín y al cabo (cucarachas vaya) aunque no quiero, suelo emitir un sonido que, lejos de reflejar mi cromosoma “XY”, mas bien pierdo -junto con los nervios- cualquier atisbo de virilidad.
No son los gritos… son los aspavientos, el terror invisible, el escalofrío que recorre mi cuerpo desde la nuca hasta la cuscurrilla, es el erizamiento del vello corporal, la piel que adopta la textura de la de un pollo desplumao, e incluso en ocasiones, las ventosidades han hecho aparición por mor de… no se sabe bien si histeria o pánico. Con cuerpo, yo los bichos los prefiero con cuerpo.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: